Un Cementerio Con Historia

CEMENTERIO DE AZUL Homenaje a la majestuosidad de la muerte y a la síntesis histórica La ciudad de Azul, provincia de Buenos Aires, Argentina, rinde homenaje a la majestuosidad de la muerte, con una imponente escultura hecha en 1938, por el arquitecto Francisco Salamone. Esta escultura representa un ángel flamígero con una espada en las manos, Como dijo alguien, pareciera que estuviera marcando la frontera entre la vida y la muerte; además esta representando para los creyentes la esperanza de la resurrección. Entrando ya al interior del cementerio encontramos dos cenotafios que rinden homenaje a los muertos de los dos grandes partidos políticos cuya ideología la podemos considerar fundacional de la argentina moderna. Uno es en homenaje a los muertos en la Revolución Radical, de 1890 y el otro es en homenaje al Teniente General Juan Domingo Perón y a su esposa Maria Eva Duarte. Es como si esta Ciudad Cervantina, de profundas raíces Pampas, en la que hace años, se señoreaban los pueblos originarios, tierra en que tantos desencuentros se produjeran, quiere ser hoy la heredad de la síntesis unificadora de tantos años de desencuentros.





A los desaparecidos de toda la tierra, de todas las épocas por distintos motivos, quienes con su sacrificio han hecho posible que "la muerte le enseñe a los vivos" a soñar con un Mundo lleno de respeto por las ideas del otro.







José Vicente Cuenca Phd Departamento de Antropología Universidad Nacional de Colombia Santa Fé de Bogotá, 1994


jueves, 1 de marzo de 2012

Enrique C. Rodríguez en http://www.hemerotecadeazul.com.ar

Un homicidio en el Concejo Deliberante...


Comentar Recordamos en esta oportunidad un trágico suceso que tuvo lugar en nuestra ciudad en los albores del siglo XX, y para ello, nos vamos a valer del completo trabajo redactado por el Profesor Don Exequiel César Ortega, que bajo el título "Cuando Azul vio un asesinato en pleno recinto del Concejo Deliberante ", fuera publicado por el Diario " El Tiempo " el día 16 de Diciembre de 1984.

Para comprender mejor los sucesos, y ubicarnos en el contexto histórico en que ocurrió este homicidio, trazaremos primeramente un breve panorama de la situación provincial nacional y provincial, siempre guiándonos por el trabajo del Profesor Ortega.

Ejercía la Presidencia de la Nación al momento de los hechos el Dr. José Figueroa Alcorta, que había asumido la primera magistratura en reemplazo del Dr. Manuel Quintana, fallecido en Marzo de 1906.

En nuestra Provincia, seguía proyectándose la influencia del " REGIMEN " elitista y minoritario, con sus clásicos caudillos y el fraude electoral como método.

Marcelino Ugarte fue Gobernador entre 1902 y 1906, y a partir de este año, Ignacio Irigoyen.

Era moneda corriente que los Intendentes no adictos, fueran reemplazados por los clásicos " comisionados " por lo general tras incidentes de tipo policial.

La oposición se encontraba bastante debilitada luego de las revoluciones de 1890, 1893 y 1905. Su principal representante era la UNION CIVICA RADICAL, con su doctrina de la Intransigencia, representada por Leandro N. Alem hasta su suicidio en 1896, y luego por Hipólito Yrigoyen, que oscilaba entre la abstención electoral y la revolución.

Otro partido opositor era el Mitrismo, o UNION CIVICA NACIONAL,que se había desprendido del movimiento cívico de 1890, por no compartir los principios de intransigencia sostenidos por Alem.

Y también quedaban restos del Partido Autonomista y el Roquismo, agrupados en la sigla " PARTIDOS UNIDOS ".
Cuál era , mientras tanto, la situación política en Azul ?
LA SITUACION EN AZUL:

A comienzos de 1905 fue electo Intendente el Dr. Angel Pintos, prestigioso médico de relevante actuación en Olavarría y Azul, que integraba el llamado COMITE POPULAR, de extracción mitrista. La Presidencia del Concejo deliberante fue confiada a Don EUFEMIO ZAVALA Y GARCIA.
Esta elección fue cuestionada ante la justicia electoral por grupos opositores, de orientación ugartista, roquista y autonomista, que se valían para concretar sus designios, del accionar violento de caudillos locales, escasos de prejuicios y valores morales, y que contaban con la complicidad de la Policía.

En Azul tales sujetos respondían a los hermanos ANGEL Y MANUEL TOSCANO, que habían llegado a ocupar la Intendencia en 1890, aunque fueron corridos y apresados por la revolución radical de 1893.

En cuanto a los periódicos locales, " El Pueblo " y " El Porvenir " sostenían una posición contraria al Dr. Pintos, mientras que " El Imparcial " de los hermanos Darhanpé, lo defendía a rajatablas.

Tras la impugnación de las elecciones ante la Justicia del Crimen, el Juez de Paz del Azul, sr. Pourtalé, condenó a los Municipales electos con multa, seis meses de arresto e inhabilitación por tres años para ejercer cargos públicos, por supuestas infracciones a la ley electoral, y pese a que el Juez del Crimen había suspendido todo procedimiento al abocarse a la causa.
Ello derivó en la detención del Intendente Angel Pintos en la Confitería de Cea, por no haber acatado la sentencia del Juez de Paz.

Los diarios titulaban" El Intendente de Azul conducido preso por las calles."
Tras numerosas idas y venidas judiciales, se convocó a nuevas elecciones municipales, designando el Gobernador Ignacio Yrigoyen como " Comisionado Especial " al sr. Emilio Morales. El 24 de Junio de 1906 Tuvo lugar la votación, con estos resultados:

1°) COMITE POPULAR ( Del Dr. Angel Pintos y Don Evaristo Jiménez - este último, padre de María de las Nieves Giménez de Ronco ) : 305 votos;

2°) PARTIDOS UNIDOS: ( encabezado por Emiliano Bargas ): 277 votos

3°) PARTIDO AUTONOMISTA: ( con Héctor Urioste al frente) : 39 votos.

Notemos la escasísima cantidad de votantes, frente a un padrón de millares de electores, y la alta abstención de muchos ciudadanos.
Como no es de extrañar, el Toscanismo Ugartista desconoció el resultado de las urnas, y ocupó por la fuerza la Municipalidad, dirigido por el Dr. Fernando Maza, frente a la pasividad del Comisionado Morales.
A su vez, la mayoría triunfadora en los comicios se constituyó como autoridad por sí misma, ya que el Comisionado no les entregaba el Libro de Actas de la Municipalidad. Se designó así a Don MANUEL AZTIRIA como Intendente y a Don EUFEMIO ZAVALA Y GARCIA presidiendo el Concejo Deliberante. Estas autoridades , que finalmente son reconocidas por el Gobierno Provincial, se encuentran con que la Tesorería Municipal poseía como haber la irrisoria suma de $ 200, de la cual no toda era en efeectivo.
Pero una nueva sorpresa nos espera : la Suprema Corte de Justicia de la Provincia declaró nulas a las dos Municipalidades. Se designó como nuevo Comisionado al honrado y capaz Carlos Vega Belgrano, el cual tendría como dura tarea la de reunir a las partes en litigio, constituir la Municipalidad, y entonces sí, realizar el nuevo acto comicial.

EL TRISTE DESENLACE:

Nos vamos acercando al drama . El 26 de Noviembre de 1906, a las 2 de la tarde, se reúnen las partes en disputa en el Palacio Municipal. Se eligió Presidente de la sesión a Don EUFEMIO ZAVALA Y GARCIA, prestigioso hacendado y hombre público honesto y eficiente, de 76 años de edad.

La numerosa barra estaba ocupada por elementos del toscanismo, que comenzaron a proferir insultos.

Los iniciaba, como nos cuenta el Profesor Ortega, un tal MIGUEL BIGGI alias MAROTA, cochero de plaza, conocido matón, hombre de casas de baile y algo más.
Tuvo la mala suerte de sentarse a su lado el corresponsal del Diario "La Prensa " de Buenos Aires, sr. Luis Vázquez, quien solicitó a " Marota " que no perturbara la sesión, a lo cual este respondió con un insulto y un golpe, a la vez que intentaba apuñalarlo en el vientre con su facón, cosa que no logró porque se interpuso el sr. Anizán.
A partir de este momento, comenzaron los balazos " en granizada " . Don Eufemio Zavala y García se arrimó hasta la barra reclamando calma, siendo fácil blanco de varios disparos mortales, los que también hirieron gravemente a los Sres. Cristobó, Juan Bosch y Luis Cornille. El Comisionado Carlos Vega Belgrano salvó su vida milagrosamente, y el balazo que tal vez le estaba destinado, fue a herir en una pierna a nuestro conocido, Don Paulino Rodríguez Ocón. El asesino de Zavala y García, Miguel Biggi, resultó a su vez "misteriosamente" muerto de un balazo en la ingle, disparo que partió de la misma barra.
Mientras tanto, se hacía notar la total ausencia de la policía.

No nos vamos a extender en los detalles del juicio. Baste consignar que tras detenerse y dictarse la prisión preventiva de PACOMIO AVILA, GABINO RAMOS y D´ALESSANDRO, todos fueron recuperando la libertad, sin condenarse a nadie.
Es que como decía " El Imparcial " del 21 de Diciembre, el caso había quedado librado " a los tribunales de conciencia ".
Fuente:
- Descripción y Foto: Enrique C. Rodríguez en http://www.hemerotecadeazul.com.ar

6 comentarios:

  1. Hola Vicente, encantada de conocerte, ya tienes una seguidora más.
    Me gusta tu trabajo.
    Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. muchisimas gracias selene32, a tus ordenes para lo que necesites
      un abrazo
      Vicente

      Eliminar
  2. No hay por ahi, un celestino muñoz. en la historia de Azul?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. efectivamente Celestino Muñoz existio, tuvo actuacion publica en Olavarria, durante el siglo XIX, existen datos en un libro del Historiador Alberto Sarramone, que en estos momentos no esta en Azul, esta en la feria del Libro en la Capital, cuando vuelva voy a hablar con el y te voy a enviar mas datos, asimismo hay varias Hirtorias de Olabarria que se han publicado

      Eliminar
  3. Hola Vicente, interesante articulo,es importante destacar a aquellos personajes que contribuyeron a la construcción de los puebloa. Con respecto a Celestino Muñoz, lei este link. http://www.turismoenazul.com.ar/article/1213.
    Ambos personajes estaban muy relacionados. Vicente, si tienes mas información de ambos y de la época me será muy grato recibirla.
    Muchas gracias!

    ResponderEliminar
  4. Hola Vicente. Don Eufemio Zavala y García aparece como padrino de mi tatarabuela, que no era de familia de plata. Sabe ud. cómo eran las costumbres al respecto? Estoy armado mi árbol familiar, y el apellido Zavala aparece en alguna foto.

    Muchas gracias.
    Mariana

    ResponderEliminar